Saltar al contenido
>

Cómo ser emprendedor
Apaláncate: la clave del éxito emprendedor

Más que un emprendedor siempre me había considerado un wantrepreneur. Un emprendedor wanna-be. Que quieres serlo, que tienes el gusanillo, que lo piensas constantemente, que tienes mil ideas… pero nunca tomas acción.

Esto cambió en 2014 porque fue, no sólo cuando empecé a generar dinero online, sino a seguir una estrategia. Me pregunto si tendrá algo que ver [ironía].

Para ese entonces llevaba 6 años trabajando en un almacén de Decathlon mientras estudiaba, y cuando empecé a generar algunos ingresos online con mis proyectos paralelos me di cuenta de unas verdades absolutas: ▼

  • A todo el mundo le parece fenomenal que te vaya bien en la vida… sólo que prefieren que no te vaya tan bien como les va a ellos.
  • Nadie quiere que hagas mucho dinero y te hagas rico… excepto tú.
  • Nunca llegas a un destino, a una meta final. A medida que vas cumpliendo objetivos se van generando de nuevos. Lo difícil es no ponerse como objetivo los que son vanidosos los cuáles no llevan a nada que te importe. Tienen que ser objetivos transcendentes para ti a nivel personal.
  • A medida que avanzas, vas entrando a formar parte de clubs cada vez más exclusivos y con menos miembros. No me refiero a que te unas proactivamente, sino que llegas a tener contacto con personas top con muchas más facilidad y eso potencia aún más tus emprendimientos.
  • Los ingresos de negocios pasivos están sobrevalorados. Claro que buscamos tiempo, pero más que tiempo libre, quien haya conseguido cierto éxito en sus negocios se da cuenta que no está trabajando para no trabajar, está trabajando para tener opciones.

Esto es el emprendimiento: opciones. La opción de poder elegir en qué horario trabajar, en qué proyectos trabajar, con quien trabajar…

Lo que pasa es que llegar a tener el mayor número de opciones tiene un precio. Un precio bastante alto llamado «riesgo». ▲

Qué es ser un emprendedor

Un emprendedor es una persona que asume los riesgos que implican empezar un negocio propio.

Realmente se puede definir «emprendedor» de mil y una maneras. Cada una la puedes hacer sonar lo más s3xy que la otra, pero no estoy interesado en la definición de «emprendedor» sino de ser emprendedor.

Algunas personas nacen con este gen. A otras, la vida les va cultivando este caldo, esta sopa del negocio propio. Muchos de estos terminan empezando proyectos no porque lo hayan llevado en las venas… sino porque nunca han estado satisfechos con los trabajos por cuenta ajena que han tenido.

Ya sea por motivación, por jefes, por compañeros, por proyectos poco motivantes… al final terminan con un «pues lo mando todo a la mi3rda y ya me lo hago yo».

Porque al emprendedor no le gustan los negocios, le gustan sus negocios. De lo contrario, ¿quien sacrificaría un trabajo de 9 a 5 para pasar a trabajar más horas ganando menos?

Al menos inicialmente.

Debe ser por esto que muchos de los que empiezan prueban mil y un proyectos para ver cuál se engancha en la pared. ▼

Quiero ser emprendedor

Siempre he reiterado crear volúmenes ingentes de mediocridad… pero no necesariamente de mil proyectos a la vez.

No.

Si pudiera dar un consejo a mí yo del pasado que tenía a la cabeza «quiero ser emprendedor», le diría: céntrate en un solo proyecto. En una sola cosa. Un solo sector.

No salgas de allí hasta haber llegado a una conclusión final.

Es lo mismo que enseña el libro The One Thing aunque hace referencia a una sola tarea diaria, pero se puede aplicar a encontrar ese único proyecto en el que emprender.

Elegir ese único medio, único sector, único proyecto fue lo que marcó la diferencia para que me empezara a ir mejor.

Céntrate en una sola cosa, y allí crea todo los volúmenes ingentes de mediocridad hasta que la escultura empiece a tomar forma. ▲▼

Muchos emprendedores lo quieren tener ya todo encarrilado en 30 días. Lo quieren todo funcionando y generando rapidísimo.

A ver.

La clave del éxito emprendedor

Si os doy la opción de firmar un contrato en el que se estipula que de aquí 5 años serás millonario o tendrás éxito con tu negocio (lo que sea tu versión de éxito en un negocio), pero hasta entonces no ganarás nada de dinero… ¿lo firmaríais?

Me juego un huevo a que la mayoría habéis pensado que sí. Estabais conduciendo escuchando mi voz s3xy y os habéis dicho «pues claro Pau».

Entonces… ¿por qué queremos llegar allí sin antes comer mi3rda durante X tiempo? ¿por qué no puedes aguantar tu BTC 5-10 años y callarte la put4 boca? ¿por qué no puedes comer algo de mi3rda en tu negocio un tiempo mientras conoces el sector y te vuelves un master? ¿por qué estamos obsesionados con los atajos?

No entiendo las prisas de la gente. El Ferrari seguirá allí dentro de 5 años. Quizás incluso habrá algún modelo mejor.

La mayoría dice que firmaría ese contrato y aún así… no viven como si lo hubieran firmado.

El 90% del éxito de un proyecto vienen de hacer algo (algo poco extraordinario o hasta aburrido para los demás) de forma repetida y durante periodos de tiempo jodidamente largos… (hazme retweet aquí).

O en otras palabras: céntrate en el crecimiento sostenible. Un consejo que tiene todo el sentido del mundo pero que no queda bien en una portada de un libro porque no suena cool ni glamuroso.

Los emprendedores que conozco que han tenido éxito en sus proyectos es porque han persistido en ellos sin intentar correr.

Crecimiento sostenible significa meterte en negocios en los que sólo te verías trabajando a largo plazo. Si empiezas algo que con la intención de sólo estar 1 año a ver si lo petas, olvídate.

Por esto no me meto en el dropshipping.

Porque sólo creo en tomar esa acciones que únicamente me servirán de cara a un horizonte lejano. ▲

Cuando actuamos así esa pequeña obsesión (que muchos aún tenemos) para intentar hacerlo rápido, disminuye. Ojalá desapareciera… pero disminuye.

  • Lo que hago con mi podcast, lo puedo hacer hasta morir.
  • La creación del contenido lo puedo hacer hasta morir.
  • El gimnasio, lo puedo hacer hasta morir. ▼

Todo el mundo quiere ingresos pasivos… que resultan ser el resultado de esfuerzos pasados. Pero irónicamente nadie quiere pasarse 12 horas delante de la pantalla cobrando cero euros durante meses.

Si no estás dispuesto a picar piedra, olvídate. Olvídate de emprender. Y quizás tengas suerte y te terminas enamorando del trabajo aburrido como he hecho yo con montones de procesos.

Pero te prometo una cosa: tu trabajo te trabaja más a ti que tu trabajas a tu trabajo.

Me refiero a que el hecho de picar piedra, es lo que curte tu carácter y te curte como persona y emprendedor. El escultor que (literalmente) está picando piedra tiene unos antebrazos de Dios sin ni siquiera haber terminado la estatua.

Pensemos que el trabajo poco glamuroso que estamos haciendo nos está cultivando un rasgo mientras lo hacemos, en vez de pensar en cuál será el resultado final. ▲

Pasos para ser emprendedor de éxito

Claro que no se trata de hacer el primer trabajo que parezca «emprendedor» a lo tonto. La puedes cagar con el producto, con el equipo, eligiendo el sector…▼

Ser el mejor en un sector

Hay una incubadora en Sillicon Valley en el que tienen una lista de cosas que buscan cuándo consideran sin aceptar un negocio o no en su incubadora para financiarlo y hacerlo crecer.

Una de las características que quieren que estos potenciales negocios tengan para ser aceptados es que… tengan experiencia en ese sector.

Muchos notas piensan haber tenido una idea de un sector que no conocen. Si ese incubadora pide experiencia en el sector es porque en el 99% de veces, la mayoría de negocios no son negocios nuevos, son pequeñas variaciones de negocios que ya existen, y recordemos cuál es el secreto del éxito:

  • Ser el primero
  • Hacerlo diferente
  • Ser el mejor

Si abres un bar a la esquina contraria de tu barrio, y lo haces mejor que el bar de toda la vida, los clientes terminarán viviendo hacia ti.

No necesitas nada nuevo. No necesitas una idea innovadora. No necesitas ser el primero… sólo hacerlo mejor de ese sector o ubicación. O ser diferentemente mejor.

  • Elon Musk no creó el primer coche eléctrico. Creó el mejor.
  • Jeff Bezos no creó la primera tienda online. Creó la mejor.

¿Y qué se necesita para que un producto o servicio se considere el mejor? sistemas, automatización, delegación… y un buen nicho, claro. ▲

Entender el nicho

Con nicho me refiero a los clientes potencialmente interesados. Para que se vea claramente, pensad en las páginas nicho.

Las páginas nichos no son otra cosa que blogs de una temática específica, la llenamos de contenido y nuestro trabajo es posicionarlo en Google para llevar tráfico a la página. Atraer usuarios a los que después se les pueda vender un servicio o producto.

Para que Google te quiera y te ponga en el Top 1, entre otros factores el que sería el más importante sería el contenido que se crea.

Os puedo asegurar que los otros factores no afectan en absoluto, en comparación a cuando he puesto a un copywriter/redactor a escribir contenido para uno de mis blogs. Alguien que entiende a fondo lo que está escribiendo. Que redacta desde la experiencia en comparación con un redactor genérico.

Las piezas de mis blogs que estoy días y días escribiendo, buscando y experimentando terminan posicionando bien arriba por este motivo. Porque conozco (a fondo) de lo que escribo.

Esto se puede extrapolar a todos los otros negocios. ▼

Alguien con sangre emprendedora puede creer que tiene la solución a un problema de un sector específico, pero si no conoce ese sector en profundidad, ¿cómo sabe que realmente soluciona algo de ese nicho?

Es similar a los que venden humo con sus curso.

cómic cursos

Personas que han hecho pasta vendiendo cursos de cómo vender pasta, así que antes que nada… vívelo. Explora ese sector, ensúciate las manos. Durante años si hace falta.

No puedes vender un libro sobre… vender, si no has vendido nunca antes en la vida. No puedes crear el mejor coche eléctrico sin conocer a fondo el sector.

Los edificios no se pueden construir sin fundamentos del mismo modo que la pirámide que representa tu carrera profesional no puede llegar a su pico sin antes haber comido mi3rda.

¿Qué te hace pensar que puedes empezar un negocio y ser emprendedor de éxito en 90 días mientras que para sacarte un Grado de física te tomará al menos 4 años? eso es no respetar los que sí lo han logrado, que han tenido que comer mi3rda antes que llegar al título.

No escuches los consejos de alguien que te dice como tienes que jugar, si esa persona siempre ha estado mirando como los demás juegan y nunca se ha ensuciado las manos.

Es como leer libros sobre storytelling sin antes haber intentado explicar historias. No. Intenta explicar historias primero, y después lee y haz cursos sobre storytelling, porque entonces cobrarán sentido. Sabrás de lo que te están hablando. ▲▼

Solucionar un problema

En vez de ser un emprendedor y buscar negocios como un perro oliendo culos de los demás, del rollo «a ver dónde hay negocio», tiene más sentido empaparse de sectores que nos apasionen pero teniendo siempre puesto el sombrero de emprendedor en todo momento.

Al fin y al cabo un negocio no deja de ser solucionar un problema y asegurarte que los cálculos salen. Porque siempre hay problemas que solucionar en cada industria.

  • ¿Dónde está el problema?
  • ¿Es mucho problema?
  • ¿Hay alguna manera de solucionarlo?
  • ¿Puedo cobrar por ello?

Es lo que hicimos con el plugin para podcasters, donde te pone el link exacto de las plataformas de cada episodio de tu podcast en el blog.

Lo que llevará un negocio a la viralidad es como de bien solucionemos el problema, pero claro, para empezar bien un negocio… tienes que entender lo que vendes. Comprenderlo. ▲▼

Encontrar una oportunidad

Las decisiones estratégicas que podamos hacer son directamente proporcionales a la cantidad de apalancamiento que podamos emplear. ¿Qué quiero decir con esto?

Veréis, me leí la biografía de Stephen Schwarzman que es quien fundo Blackstone y para mí, este libro fue como una bofetada celestial.

¡Rebajado!

El bueno de Stephen comentaba que es más difícil construir una negocio pequeño que uno grande porque el talento, los profesionales con talento que tienes que atraer, pues prefieren oportunidades que ya son grandes. Ya han escalado.

Y tiene todo el sentido del mundo.

El emprendimiento es una ecuación de:

emprendedor X mercado X entregable X idea de negocio

Como más salto sea el nivel de cada uno de estos elementos, más éxito tendrá el negocio.

Un emprendedor de nivel 100, con un mercado de nivel 2, pues le puede ir bien, pero no será algo extraordinario.

La oportunidad en este caso será dos de estos elementos: el mercado multiplicado por la escabilidad del entregable. Es decir, del producto o servicio que «entregamos» al cliente. ▲ ▼

¿Os acordáis de esa frase que os he dicho al principio que la premisa de la escalabilidad es apalancamiento? pues bien, imaginaros una pirámide. En la base de escalabilidad tenemos:

  • Tiempo, horas de trabajo: cuando empezó todo el rollo de trabajar por horas, ese el único apalancamiento que había. Así era como los campesinos curraban, y así era cómo los nobles tenían campesinos trabajando para ellos.
  • Capital: es el segundo nivel de la pirámide, en el que cuando occidente empezó a acumular riqueza, salieron de allí el bueno de Warren Buffett, por ejemplo. Aquí se utiliza la pasta para multiplicar lo que es tuyo. Aquí podemos multiplicar la 1ª base, con el capital. Es decir: trabajo X capital.
  • Código o automatización: que está ya casi en la punta de la pirámide, un tipo de apalancamiento en el que no necesitamos permiso de nadie, costa cero tiempo y virtualmente cero dinero. Como ejemplo, podemos poner a las 1001 startups que lo han petado con software de algún tipo. Que no son pocas.
  • Contenido: finalmente en la punta tenemos esta creación de contenido o medios que pueden llegar a mover mucha pasta. Mr. Beast. El Rubius. Ibai. Pewdiepie.

Las fortunas que han escalado ha sido porque han estado en uno de los puntos de esta pirámide. Quizás en varias. De hecho las personas más ricas del mundo han usado estos 4 apalancamientos.

Jeff Bezos, Elon Musk, Bill Gates… todos estos han usado trabajadores, han usado capital, han usado código y automatización, y han usado la creación de contenido. Todo junto. Es como si Gotenks (que ya es una fusión) se fusiona con Vegetto. ▲

pirámide de apalancamiento

De ahí sale un monstruo que se lo peta a todo. Por ejemplo:

  • Entrenador en un gimnasio (trabajo): 2.000€
  • Propietario de varios gimnasios (trabajo x capital): 20.000€
  • Propietario de una app con suscripción de fitness (trabajo x capital x código): 200.000€

Es decir, que como más escalamos en esta pirámide, más ceros ponemos detrás de los ingresos. ▼

Dedicarle tiempo

Pero hay que ponerle horas. Meterle volumen.

Puedes ir al gimnasio y entrenar la forma la sentadilla para que la sentadilla te salga perfecta. Ass To The Grass. Mejor que nadie, pero si no le metes la intensidad y el volumen que esa sentadilla perfecta se merece, tus piernas no crecerán.

Pues del mismo modo que la única manera de volverte un guitarrista de la h0stia es ensayando 8 horas al día durante 20 años. No hay más.

Visto desde fuera parecerá un sacrilegio, pero precisamente los que despuntan son los que se enamoran de las partes aburridas.

cómic podcast

Cuando preparo guiones del podcast, visto desde fuera a la mayoría les parecerá que he vuelto al instituto, porque escribir cada put0 día por la mañana no les encaja. Es como tener deberes toda la vida.

Pero me encanta ese entorno. El café, la cafetería, el portátil, el foco, aprender un montón mientras busco información, el sonido de las teclas picando, la música lofi de Spotify…

Ha sido enamorarme de estas partes que los demás consideran aburridas que me ha hecho hacer más de 300 episodios sin quemarme. ▲

Son 300 episodios que no se crean solos con un día y una noche. ▼

Tener paciencia

Todos conocemos al empollón de la clase, del que los padres, compañeros y maestros esperaban grandes cosas de lo mucho que trabajaba… pero terminó en un trabajo medio con personas intelectuales medias. ¿Cómo es posible? ¿cómo es posible de que el super currante, inteligente y empollón que todo Dios se esperaba grandes cosas termine como el resto de personas en vez de sobresalir?

Warren Buffet lo definió muy bien en una cita cuando explicaba la historia de un amigo currante que tenía al colegio. Un tipo que terminó en el negocio del hierro mientras que él, fundó Berkshire Hathaway moviendo miles de millones en inversiones. El bueno de Buffet nos dejo con su cita:

«A veces no se trata de como de rápido remas, sino de cómo de rápido va la corriente del barco en el que estás.»

Esta corriente representa la elección de la industria. El momentum que el sector, el nicho te ha permitido coger. ▲

Y nos podemos equivocar, joder si nos podemos equivocar. ▼

Revaluar las decisiones

Por esto, como ya he emprendido varios proyectos me he permitido el lujo de incrementar el tiempo entre mis pensamientos y acciones.

El mundo del emprendimiento es muy interesante porque algunas veces tienes que «desaprender» creencias que pensabas que te iban a ayudar a crecer más adelante, cuando en verdad sólo te estaban frenando.

Al principio no emprendes porque estás paralizado. Ahí si tienes que reducir el tiempo y empezar a tomar acción. Pero hay un punto en el que empiezas a volverte más y más bueno a tomar acción, hasta llegar a un punto que terminas «rompiendo» cosas.

O sea tienes que empezar a incrementar ese tiempo entre pensarlo y hacerlo. Esto nos da más espacio para tomar decisiones que son más racionales.

Es como cuando quieres comprar un gadget, un juguete nuevo: deja pasar 24-48 horas como mínimo antes de comprar. Deja que se enfríe.

Ahí ves a la competencia haciendo un anuncio como el tuyo, o alguien que trabajaba para ti (o contigo) que te traiciona y se lleva a potenciales clientes. En vez de actuar con la sangre calienta, deja que esta sangre se enfríe para tomar mejores decisiones como emprendedor.

Naval Ravikant dijo que sólo importan el 1% de nuestras decisiones… pero lo difícil es encontrar cuál es el 1% que importa entre el 99% de ruido.

Y creedme que nunca hay tanto ruido como cuando tenemos la sensación de alerta.

Y es que a veces esa decisión (dentro del 1%) termina siendo: no hacer nada al respecto de algo. Porque a veces hay problemas que se solucionan solos, pero claro, nuestro cerebro humano nos hace pensar que podemos controlarlo todo. ▲▼

Aprender de las lecciones correctas

Hay muchas citas motivacionales por internet sobre fallar, sobre equivocarse en el mundo del emprendimiento. Y hay una cosa, un factor que se omite por completo y es… que sí, podemos sacar lecciones de fallar, pero nadie habla de cómo identificar cuáles son esas lecciones.

Imagínate que tienes una cita con una pava que te encanta.

Estás nervioso, no sabes muy bien lo que estás haciendo, y por cosas de la vida la chica te rompe el corazón.

Hay personas que dicen «¡ahhh! las tías son unas cabronas, no vuelvo a salir nunca más con ninguna porque todas te rompen el corazón».

cómic chico entra a chica

A ver por el amor de Dios. Que te haya salido mal 1 vez, en 1 sector o en 1 producto, no quiere decir que eso específico sea una mi3rda. Lo que sí lo es, es tu interpretación de los hechos.

Necesitas no sólo la paciencia de probarlo muchas veces, sino también (y sobretodo) tener la capacidad de dejar el ego fuera y decirte: «vale Pau, ¿qué ha fallado en la cita? ¿qué ha fallado en el negocio? ¿cuáles son las cosas que están bajo mi control que podría mejorar para que la próxima funcione?».

sobretodo: manteniendo la cabeza fría, ¿cuál es la lección que saco de esta experiencia?

Hago este simil porque un emprendedor que persevera seguramente no padecerá bajo otras situaciones de la vida, porque la experiencia le ha enseñado a ser autocrítico y a poder identificar las lecciones auténticas y valiosas de algo que nos ha salido mal… o bien.

He empezando mil tiendas, mil canales y miles de blogs SEO que han terminado no funcionando… podría haber dicho: bahhh, el SEO no sirve para nada, o no tengo talento en esto, o nunca haré dinero con YouTube.

Habría simplemente sacado la lección equivocada de haber fallado en X nicho específico. ▲

Características del emprendedor

Lo primero que puede fallar somos nosotros. ▼

Cada negocio tiene un emprendedor con cuello de botella. Me refiero a que si lo que evita que el negocio se pueda expandir es el emprendedor, será por una de estas tres cosas:

  • Falta de habilidad
  • Falta de un rasgo
  • Falta de una creencia

Me encantó el simil de escalera que aprendí de Alex Hormozi. Una escalera está compuesta por dos palos verticales de 2 metros o más, y entre medio los peldaños. Si no hubiera peldaños que juntaran los dos palos sólo tendríamos… dos palos.

Pues imaginaros una escalera en la que uno de los palos de 2 metros es una creencia. El segundo palo vertical es un rasgo y los peldaños, cada uno de ellos, cada uno de los peldaños es una habilidad distinta.

Si nos falta cualquiera de los lados, de los dos palos que forman la escalera, si alguno no está… no importa como de bien dominemos los otros componentes porque estaremos limitados a los peldaños más bajos.

escalera de negocio

En 2017 tenía negocios online de los cuáles a día de hoy sólo llevo la mitad (incluyendo las páginas nicho como uno de estos negocios). Y me encontré con que no podía escalarlo. ▲▼

Existe la falacia de que podemos empezar 10 proyectos a la vez y así ver cuál funciona… y la mayoría de veces no funciona ninguno. ¿Por qué? pues porque hemos empezado 10 a la vez.

Podríamos haber elegido cualquiera de los 10 para hacerlo funcionar. Si no funcionaron, es porque nos dedicamos a 10 a la vez y no a uno solo.

Posee creencias

En esta escalera, lo que me faltaba era foco en un solo sector, centrarme en una sola cosa. Lo que era una carencia por una creencia. Otras creencias vendrían a ser:

  • Soy el mejor SEO… o el peor
  • Escribo fatal… o soy mejor escritor que X
  • No tengo ni idea de administrar una comunidad… o qué fácil es administrar comunidades

En verdad… estas creencias que nos limitan escalar, subir por los peldaños, son creencias que se solucionan creando un peldaño de una habilidad.

Si crees que escribes mal, eres mal SEO, no sabes vender, no sabes administrar X… ¿por qué no aprendes? adquirir esa habilidad te pone más peldaños allí.

¿Y cómo se aprende una habilidad? lo twitteé no hace mucho: repetición y feedback.

Aprendes la guitarra tocando durante años y ajustando cuando alguna combinación te sale mal. Aprendes a entrarle a tías entrando a mucho y pensando en cómo podrías mejorar en la siguiente interacción en comparación con la última. ▲▼

Honestamente sufro de inseguridades… como todos supongo. Ha sido al demostrarme que algunas de estas inseguridades eran sólo creencias, cuentos que me decía a mí mismo, decirme que eran falsos. O más bien, activamente rompiéndolas para ver si en el otro lado era verdad o no, fue entonces que pude pasar ciertas barreras.

No fue hasta entrar a 10 días que entonces dices, ostras, tal vez no soy tan feo como pensaba. No fue hasta que te den teléfonos o sales con chicas que has conocido por la calle que rompes la creencia que te hacia pensar que algo así no se podía hacer.

Cuando empecé con las membresías era la primera vez que pedía que la audiencia pasara la tarjeta caliente porque confiaban en mi contenido. No creía que nadie iba a pagar 10€ para escucharme más o entrar en mi comunidad.

Cuándo puede pasar esa barrera, romper una creencia y por lo tanto poder subir más en la escalera… pum. Miles de euros más mensuales en los ingresos.

En cambio, ¿cuál es la evidencia de que no funcionarás como emprendedor? ¿cuál es la evidencia de que eres el mejor internet marketer? ¿cuál es la evidencia de que eres el peor internet marketer? ▲▼

Su identidad fluye

Con eso pasamos a los rasgos personales que siguen el mismo camino: ¿cuáles son las historias que te dices a ti mismo?

Tuve una charla con un miembro de mi comunidad en mi viaje de Latinoamérica y me dijo «tengo traumas desde que era pequeño y es por esto que soy así». Del rollo: «soy así porque…»

Y le dije… mira lo siento que te pasara esto pero me parece que esta historia que te cuentas sobre ti mismo es muy conveniente. Es muy conveniente decirte que tienes ansiedad y estrés por X motivo.

Si ya te hicieron sufrir, ¿por qué dar el poder a esas personas de hacerte sufrir aún más con estos rasgos, estas historias que te cuentas?

Lo que pasa es que es incómodo sufrir a través del cambio que comportaría cambiar nuestra identidad. O la historia que nos decimos sobre nosotros mismos. ▲▼

Nuestra identidad fluye con el tiempo, y tendríamos que ser capaces de cambiarla con el carácter y las habilidades que adquirimos dependiendo de lo que el negocio requiere si queremos empezar o escalar.

  • Si no eres una persona paciente… pues necesitas volverte paciente. Macro = velocidad. Micro = paciencia.
  • Si quieres ser una persona reputada… pues necesitas priorizar la integridad de tu persona, lo que significa que algunas veces tendrás que sacrificar algo.
  • Si quieres disciplina y tener foco significa que te tienes que convertir en una persona que pueda decir no.

Una estrategia empresarial no deja de ser a lo que dices «no» aunque en papel esta costa parezca que tendría sentido. Esto es estrategia. Decidir en qué cosas no queremos invertir.

Las personas que han tenido más éxito son las que han podido decir más la palabra «no». ▲

Tiene habilidades específicas

Las habilidades son fáciles de conseguir. Bueno. Más o menos. Te compras el curso, los libros, o vas a picar piedra en el sector para aprenderlo.

A eso me refiero, a habilidades para dominar ese mercado, no a habilidades del emprendedor, que estas son distintas, lo que es más chungo de conseguir es las aptitudes necesarias.

Las aptitudes de un emprendedor

Warren Buffet comentó que en su empresa buscan 3 cosas específicas en las personas que contratan. Sólo tres aptitudes que estaréis de acuerdo conmigo que todo emprendedor debería tener.

  • Aversión al riesgo
  • Pensamiento largoplacista
  • Comportamiento moral ▼

Aversión al riesgo

Porque podrías tener 30 años de experiencia en un sector y hacer una apuesta que se va a cero… y perderlo todo.

En cambio sólo tienes que tener éxito una vez.

Me he leído montones de biografías y no termino de entender eso de ir a lo loco. ¿Que hay algún loco que lo apuesta todo y sale ganando? sin duda, pero no confundamos a este loco con alguien al que no deja de salirle bien la jugada y es porque sabe más mitigar el riesgo.

Y eso he visto lo que hacen los que tienen éxito: mitigar el riesgo al máximo a la baja.

Sacrifican oportunidades que potencialmente tendrían unos retornos estratosféricos… para no arriesgarse a perder dinero.

No es casualidad que la mayoría de personas que conozcamos piensen todo lo contrario. Si no, mira la cantidad de gente que compran la lotería, donde se centran en las posibilidades de ganar, y no las posibilidades de perder que son virtualmente 100%.

La mentalidad del emprendedor es: ¿cómo me puedo asegurar a que no puedo perder?

Lo que es interesante aquí es que, si «no pierdes» durante suficiente tiempo… entonces ganas por defecto. ▲▼

Pensamiento a largo plazo

Por eso crear una empresa de cero es difícil de plantear, pero imaginaros una empresa familiar. Las familias piensan en el largo plazo. Piensan en generación. En décadas hacia adelante.

Los que piensan en el largo plazo no van «redondeando esquinas». Piensan en calidad del producto, piensan en el soporte, estrategia competitiva para dentro de unos años… todo lo bueno.

Y yo, pensando en todos los emprendedores que he conocido que se de buena pasta que lo han petado y lo están petando… mirándolo en perspectiva veo que cuando se expresan hablando, como más del largo plazo hablan, mejor les va.

Como más pequeño eres más inestable es el negocio y también tu experiencia como emprendedor, pero con el tiempo, a medida que vas expandiendo estos horizontes, podremos empezar a tomar mejores y mejores decisiones porque empezaremos a pensar: «bueno si hago esto durante 5 años… ¿ganaré?» la respuesta es que seguramente sí. ▲

Comportamiento moral

Pensad en emprendedores de éxito. Me refiero a los que recordamos, los que tenemos como referentes cuando nos dicen la palabra «emprendedor». ¿Quien os viene a la mente?

No será un notas de anuncios de YouTube. Será Elon Musk, Bezos o alguien un poco más local. Quizás algún familiar, aunque la mayoría que nos vendrán a la cabeza serán mega-ricos. ¿Por qué? porque estas personas no han empezado negocios con la intención de hacerse ricos sino de crear algo que aporte. Que aporte al largo plazo y a lo que puedan mimar.

Son honestos con lo que hacen. Por eso una aptitud es un comportamiento moral. Algo que no podemos tocar pero que tiene rentabilidades compuestas y que no se puede medir como tal.

Esta personalidad lleva a una ventaja competitiva porque repercute en la reputación, el mérito de tu negocio. Es esa determinación lo que los lleva al éxito, y no lo que te venden en la historia esa de «el secreto», que dice que «si lo piensas mucho sucederá». ▼

Consejos para emprendedores

Decirte que eres un emprendedor de éxito delante del espejo no sirve de absolutamente nada, porque en el momento que añades detrás la palabra «porque…» se descubre la realidad.

Soy multimillionario porque… mi3rda. No lo soy. Nuestro cerebro esto ya lo sabía, el truco está en que sí podemos utilizar la palabra «porque» a reforzar creencias personales que sean buenas, y que algunas veces son muy débiles y no nos las creemos.

¿Crees que no eres paciente? crea una afirmación con la palabra porque detrás y a ver si tienes rasgos de paciencia. Quizás si te lo has demostrado a ti mismo con acciones, puedes empezar a creer que eres ese tipo de persona que quieres ser.

  • Soy paciente porque… estuve X días haciendo esto hasta que me salió.
  • Soy sabio… manipulo el tiempo como manipulo mi minga.

Es decir, tenemos que crear argumentos, no afirmaciones. ▲

Habilidades del emprendedor

  • Crear hábitos
  • Pasión
  • Visión
  • Tomar decisiones

Cualidades de un emprendedor

  • Resiliencia: a lo que hemos dicho antes de tener que empaparte de un sector, el emprendedor por si mismo tiene resiliencia porque está acostumbrado a comer mi3rda.
  • Perseverancia: si la resiliencia es poder superar problemas y situaciones difíciles, la constancia es la manera de no dejarlo a pesar de lo que pase y es igual de importante. A veces con una fe demasiado ciega, por lo que nos venden por internet con esas citas motivaciones o animes como Black Clover.
  • Paciencia: todo el mundo tiene prisa y se terminan saltando montones de pasos, como el de no entender el sector.

Trabajuega con ninjas de la vida

¿Te apasionan los negocios online pero tienes más intereses?
Somos multipotenciales. Aprendices de todo. Maestros de nada.
Únete a nosotros para acceder a contenido exclusivo.

Únete a la comunidad

  • Comunidad: con canales de proyectos online (y multitud más).
  • Podcast premium: episodios recurrentes con emprendedores.
  • Boletín privado: sobre SEO y marketing y más temas.
pau ninja sketch

Pau Ninja

No me gustan los negocios online... me gustan mis negocios online. Viviendo en remoto desde 2015. Me gusta el dinero generado desde cafeterías de cualquier parte del mundo. Como buen multipotencial el emprendimiento por internet es sólo uno de mis 1001 pasiones.

Mi subpodcast sobre negocios

Podcast general